< Back

Concierto de la OFUNAM con violonchelo eléctrico


El reloj marcó las ocho con cuatro de la noche, en el escenario los músicos se prepararon, entre murmullos y emociones la gente se acomodó en sus asientos, las luces bajaron de tono, un silencio envolvió la Sala Nezahualcoyotl de la Universidad Nacional Autónoma de México y fue así como dieron lugar a la tercera llamada.

Concierto de la OFUNAM con violonchelo eléctrico

El Economista Todos